---------

últimos cambios 31/12/2011

---------

email
Inglés solo

---------

HTML5 Logo

---------

Tibetan Prayer Wheel

Om! Mani Padme Hum!

Cara de Dr. Rampa Respiracion Y Ejercicio Cara de Dr. Rampa

Hemos venido a esta tierra con el propósito de desarrollar nuestra alma inmortal

~ ~ ~

Muchos piensan que ir al gimnasio es la única solución para mejorar su salud. Pero, ¿qué cree que hacían las personas de hace más de cien y doscientos y trescientos años por mejorar su salud? Ellos no tenían ningún gimnasio ¿Así que cómo piensan que lo conseguían? En el mundo de hoy, donde todos están la mayor parte del día sentados sobre sus posaderas, como parte de su trabajo y después vuelven a casa para estar pegados a la TV, combinado con comida y bebida basura. Con semejantes hábitos únicamente agravan el problema. Por lo tanto, no es sorprendente que mucha gente sufra de obesidad y otros tipos de dolencias de hoy en día. Tales dolencias en el pasado no existían. Si la gente se alimentase correctamente y caminara con más frecuencia, seguro que sus vidas mejorarían. Y si se combinase con una respiración correcta, su bienestar mejoraría enormemente. Seguramente disminuiría la cantidad de visitas médicas que actualmente realiza. NUNCA una respiración correcta sustituirá los conocimientos de un médico.

En un primer momento no quería escribir sobre los ejercicios de respiración, porque sé que muchas personas van a empezar a experimentarlas y si no se hacen correctamente pueden ser sumamente peligrosas, especialmente cuando ni ellos mismos son conscientes del riesgo que entraña. Si usted va a poner en práctica lo que hay escrito en esta página, en tal caso, no haga ningún experimento o ejercicio de respiración distinto a que esté escrito aquí; de lo contrario, usted puede dañar seriamente su salud. ¡Queda usted avisado!

Así que, ¿piensa que respirar es simple? Deténgase por un momento y piense en ello ¿Qué es lo que usted hace cuando respira? Tan rápido como sus pulmones están llenos de aire, sin pensarlo usted expulsa inmediatamente todo el aire hasta la próxima bocanada de aire y así expulsarlo nuevamente. En la respiración hay mucho más de lo que aparece. Es posible conseguir importantes mejoras en la salud tan sólo respirando. Un ejemplo; respirando correctamente permite a los adeptos sentarse desnudos sobre el hielo, a cinco mil metros o más por encima del nivel del mar y mantenerse caliente, tan caliente que el hielo se derrita y el cuerpo transpira libremente. Otro ejemplo; es posible deslizarse sobre el suelo más rápido que un caballo galopando y llegar a su destino sin problemas, sereno y controlado. La levitación se consigue mediante un patrón especial de respiración y aunque pueda sonar inverosímil, no lo es. Estos ejemplos son muy reales y legítimos, pero no vamos a revelar aquí cómo realizarlos, por ahora nos limitaremos a los fundamentos, a los ejercicios seguros.

Respirar es efectivamente el origen de la vida y podría ser de interés dar aquí algunas indicaciones para ayudar a  quienes tienen alguna dolencia desde hace mucho tiempo, para desterrar o al menos aliviar su sufrimiento. Usted debe de saber que se puede conseguir a través de la respiración correcta, pero recuerde – sólo debe respirar tal y como se aconseja en esta página, porque experimentar es muy peligroso a menos que haya un profesor competente cerca. Experimentar a ciegas  es una auténtica estupidez.

Antes de que podamos hacer algo sobre la respiración, debemos tener un ritmo, una unidad de tiempo que represente una inhalación normal. El latido del corazón de cada individuo es el patrón correcto para la respiración rítmica de ese individuo en particular. Por supuesto, casi nadie tiene el mismo patrón, pero eso no importa. Usted puede encontrar su ritmo de respiración normal colocando el dedo sobre su pulso y contando el tiempo uno, dos, tres, cuatro, cinco, seis. Conseguir fijar ese ritmo a su subconsciente con el propósito de mantenerlo inconscientemente, es decir; sin que usted tenga que pensar en eso.

No importa cómo sea su ritmo, siempre y cuando usted sepa como es, tanto de forma consciente como inconsciente. Imaginemos que el ritmo es el promedio de tiempo que tarda el corazón en latir seis veces. Vamos a modificar ese ritmo de respiración para diversos fines. Para nada es complicado, de hecho es muy fácil y efectivamente, puede conducir a resultados espectaculares en la mejora de su salud.

El respirar es nuestra función más esencial de todas. Si no respiramos no podemos existir - porque el aire contiene oxígeno y otros gases - para mantener las actividades del cerebro y que éste realice su trabajo. Pero nuestra manera de respirar constituye la forma más tosca en que podemos valernos para utilizar el aire. Leer "La sabiduría de los antepasados" página 133 y "El médico del Tíbet" página 170 para más información.

Ejercicio de respiración 1: Los trastornos del estómago, el hígado, y el derramamiento de sangre, puede ser superado por lo que llamamos la "respiración conservada". No hay nada mágico en ello, excepto en el resultado. Al principio usted debe estar de pie, erguido, si está acostado en la cama deberá yacer recto. Supongamos que se encuentra fuera de la cama y puede estar de pie, erguido. Esté de pie con los talones juntos, con los hombros hacia atrás y el pecho hacia fuera. La parte inferior del abdomen será estrictamente controlada. Inhale completamente, tome tanto aire como pueda, y manténgalo hasta que sienta una pequeña vibración, muy leve en sus pulmones, tanto el izquierdo como el derecho. A continuación exhale enérgicamente a través de la boca, realmente con mucha fuerza. Repítalo tres veces seguidas.

Ejercicio de respiración 2: Primero de todo deberá estar con los pies y los talones juntos. Inhale lentamente a la "respiración completa" del sistema. Es decir, el pecho y el abdomen mientras estén contando seis pulsaciones. Usted debe mantener un dedo sobre su pulso de la muñeca y dejar que su corazón bombee una, dos, tres, cuatro, cinco, seis veces. Cuando tenga la respiración después de seis pulsaciones, la mantiene mientras su corazón late tres veces más. Después exhale por la nariz durante seis pulsaciones. Es decir el mismo tiempo que utiliza para inhalar. Ahora que usted ha exhalado y dejado vació sus pulmones por tres pulsaciones, comience de nuevo. Repítalo tantas veces quiera sin que llegue a cansarse. Tan pronto como se sienta cansado, pare. Usted jamás deberá de cansarse haciendo el ejercicio, en caso contrario lo que consigue son los efectos contrarios al objetivo de estos ejercicios; es como si estuviese haciendo una carrera en vez de sentirse en forma.

Ejercicio de respiración 3: Ahora usted debe hacer la "respiración purificadora". La respiración de limpieza es completamente invaluable ya que le permitirá mejorar su salud. Inhale por completo, tres respiraciones completas. Que no sean respiraciones superficiales, respire profundamente, lo más fuerte de lo que sea capaz, llene sus pulmones. Imagínese a usted realizando la inspiración y llenando por completo sus pulmones de aire. Ahora, con la tercera respiración retenga ese aire durante unos cuatro segundos. Ponga sus labios como si fuese a silbar, pero sin inflar las mejillas. Exhale un poco de aire de sus labios con toda la fuerza que sea capaz. Exhale con fuerza, libérese del aire retenido. Luego pare por un segundo, manteniendo el aire que quede. Exhale un poco más, con toda la fuerza que pueda reunir. Pare por un segundo más, y entonces exhale el resto de aire que le quede dentro de sus pulmones. Exhale tan fuerte como pueda. Recuerde que este tipo de respiración usted debe exhalar con una fuerza considerable a través de sus labios.

Ejercicio de respiración 4: Un método muy bueno para adquirir "el control mental" es estar erguido e inhalar una respiración completa. Luego inhale una respiración purificadora. Después de eso, respirar al ritmo de uno - cuatro - dos. Es decir, vamos a tener segundos para hacer cambios en los latidos del corazón. Inhale durante cinco segundos, luego contenga la respiración durante otros cinco segundos. Repítalo cuatro veces por cinco segundos cada inspiración/expiración, duración total del ejercicio veinte segundos. Cuándo haya exhalado durante diez segundos, puede curarse de una gran variedad de dolores por solo respirar correctamente y este es un método muy bueno. Si usted tiene algún dolor al acostarse o al sentarse erguido, a continuación respire rítmicamente, manteniendo el pensamiento en su mente que con cada respiración el dolor irá desapareciendo, con cada exhalación el dolor es expulsado. Imagine que cada vez que usted respira, respira la fuerza vital que está expulsando el dolor. Imagine que con cada exhalación está echando el dolor fuera de usted. Ponga su mano sobre la parte afectada e imagine que con su mano, con cada respiración, está limpiando la causa del dolor. La mano es sólo para ayudarle visualmente. Haga esto durante siete respiraciones completas. Vuelva a practicar la respiración purificadora y después descanse por unos segundos, con una respiración lenta y normal. Es probable que encuentre que el dolor ha desaparecido por completo o ha disminuido tanto que no molesta. Pero si por alguna razón usted todavía siente el dolor, repita el mismo ejercicio, intente hacer lo mismo una vez, o dos o más veces hasta que finalmente sienta alivio. Por supuesto, usted comprenderá que si se trata de un dolor inesperado y repetido, lo mejor es acudir a su médico, ya que este dolor es una alerta natural de que algo está mal, si bien es correcto disminuir el dolor cuando uno es consciente de ello, sigue siendo esencial que haga algo para averiguar la causa del dolor y así encontrar su cura.

Ejercicio de respiración 5: Una manera de aumentar su "fuerza nerviosa" es estar de pie, erguido y respirar tanto aire como pueda, luego cuando crea que no puede contener más aire haga un esfuerzo e inspire un poco más de aire. A continuación exhale despacio y poco a poco vuelva a llenar sus pulmones completamente y retenga la respiración. Extienda los brazos rectos en frente de usted, sin ningún esfuerzo. Saque sus manos hacia la dirección de los hombros, contrayendo gradualmente los músculos, hasta que sus manos puedan tocar sus hombros y ciérrelas en un puño, con el propósito que sus músculos estén tensos. Apriete sus manos tan fuerte como pueda hasta que tiemblen ligeramente con el esfuerzo. Manteniendo los músculos tensos empuje sus puños hacia fuera muy despacio, y luego retroceda rápidamente varias veces, unas seis veces. Exhale enérgicamente, con vigor, como antes, con la bola y con los labios fruncidos, exhalando la respiración tan fuerte como pueda. Después de hacerlo un par de veces, termine el ejercicio practicando la respiración purificadora una vez más. Quiero destacar y subrayar una vez más, que la velocidad de la retracción de los puños y la tensión de los músculos determina la cantidad de beneficios que usted puede conseguir de esto. Naturalmente, usted se asegurará que sus pulmones están completamente llenos de aire antes de hacer este ejercicio.

Ejercicio de respiración 6: Nunca se ignorará el dolor. Si usted se siente cansado, o si de repente ha perdido sus energías, aquí muestro la manera más rápida de "recuperarse". Una vez más, no importa si usted está de pie o sentado, pero mantenga los pies juntos tocando los dedos del pie y los talones. Luego junte sus manos para que los de cada mano se unan formando un bloqueo, y para que las manos y los pies formen una especie de círculo cerrado, como cuando usted está rezando correctamente la oración. Respire rítmicamente un par de veces, inhalaciones profundas y exhalaciones lentas. Luego una pausa de tres pulsaciones, y a continuación una respiración purificadora. Usted encontrará que el cansancio se ha ido.

Muchas personas se ponen sumamente nerviosas en el momento de hacer una entrevista. Tienen húmedas las palmas de las manos y tal vez, les tiemblan las rodillas. No hay ninguna necesidad que nadie esté así porque es muy fácil superar ese nerviosismo. Este ejercicio es un buen método para hacerlo mientras esté por ejemplo en la sala de espera. Respire hondo por la nariz, mantenga la respiración por diez segundos y luego exhale lentamente por otros diez segundos. Controlando en todo momento la respiración. Realice dos o tres respiraciones normales y luego inhale profundamente por diez segundos hasta que llene sus pulmones otra vez. Mantenga nuevamente la respiración y exhale despacio, por otros diez segundos más. Repítalo tres veces - o las veces que considere necesarias sin que nadie lo note - y ya verá como usted se encontrará mucho mejor, estará completamente tranquilo. La frecuencia de las pulsaciones de su corazón han disminuido, usted se sentirá con mucha más confianza. Al dejar la sala de espera para dirigirse a la entrevista, usted tendrá el control de si mismo. Si siente una oleada de nerviosismo, tome una respiración profunda, manténgala durante un segundo o dos. Usted lo puede hacer fácilmente mientras su entrevistador está hablando y sin que se dé cuenta.

Este ejercicio también es útil para levantar objetos pesados. La forma más fácil consiste en tomar una respiración muy profunda y mantenerla al mismo tiempo que se levanta el peso. Cuando lo ha levantado por completo, es cuando puede dejar salir el aire lentamente y continuar respirando de forma normal.

La rabia también se puede controlar mediante la respiración. Conteniendo la respiración y exhalando muy despacio. Si por el motivo que sea usted se siente muy enfadado tome una respiración profunda. Manténgala por unos segundos, y luego expulse el aire muy despacio. Usted descubrirá que su rabia está bajo el control, y usted es dueño (no esclavo) de la situación. Es muy perjudicial dejarse llevar por la rabia y la irritación, porque eso puede dar lugar a úlceras gástricas y otras dolencias. Así que, recuerde este ejercicio de respiración, de tomar una respiración profunda, mantenerla, y luego expulsarla lentamente.

Usted puede hacer todos estos ejercicios con total confianza, sabiendo que no le pueden hacer ningún mal. Pero una última palabra de advertencia – Limítese a estos ejercicios y no intente hacer algo más avanzado sino es bajo la orientación de un profesor experimentado – porque los ejercicios de respiración mal ejecutados pueden hacer mucho mal.

Ejercicio físico 1: Éste es un ejercicio muy bueno para dar energía a aquellos que realizan una vida muy sedentaria – mayoría de casos del mundo occidental. Este ejercicio también es muy bueno para reducir la grasa abdominal. Tiene el curioso nombre de "madera de cortar" porque su movimiento simula el beneficio que se obtiene al cortar madera. Ahora, póngase de pie y asegúrese de que el cuerpo esté erguido. Hay que imaginar que está cortando leña. Imagine que tiene una hacha muy pesada en sus manos. Ahora, esté de pie muy firme y mantenga los pies bien separados. Entonces usted debe entrelazar sus manos como si estuviera sosteniendo esa hacha tan pesada. Imagine que la cabeza de la hacha está en el suelo, tome una respiración profunda y levante la mano hacia la hacha imaginaria, por encima de su cabeza hasta que su cuerpo ha ido hacia el otro extremo y ya no se inclina hacia delante, pero se inclina hacia atrás.

Hay que tener en cuenta que usted está levantando una hacha muy pesada, de manera que los músculos han de simular semejante esfuerzo. Luego, con esa hacha tan pesada que está por encima de su cabeza, contenga la respiración por un momento, luego respire enérgicamente a través de la boca y gire hacia abajo con la hacha imaginaria en un movimiento muy fuerte, como si estuviera talando el tronco de un árbol muy grande. Por supuesto, hará una parada con el impacto del hacha al tronco del árbol, dejando sus brazos en posición swing (como en el golf), de derecha hacia abajo entre sus piernas, deje que sus brazos se balanceen hacia abajo  de manera que sus manos están en línea con sus pies. Deberá mantener los brazos rectos, también la columna. Deberá repetir este ejercicio varias veces. Un ejercicio como éste no tiene contraindicaciones, excepto en el caso de una persona que tenga débil el corazón o mujeres con menstruación. En caso de duda consulte con su médico.

Ejercicio físico 2: Caminar es un ejercicio muy estimulante para cualquier edad. Un simple paseo a paso ligero es ideal ya sea el campo, en la montaña o en la playa, para beneficiarse del aire fresco que no está disponible en la mayoría de las ciudades – hará maravillas a su bienestar. Caminar al menos 5 kilómetros diarios ayuda a la circulación y digestión del cuerpo físico sin sobrecargarlo.

Ejercicio físico 3: Nadar es el último ejercicio que debemos hacer. Con la natación se utiliza casi todos los músculos del cuerpo y combina con el ejercicio anterior. Mejorará su salud sin ningún estimulante artificial. Nade siempre a un ritmo y estilo que le convenga, no se vaya a exigir demasiado a usted mismo, agotándose ya que de esta manera consigue justamente el objetivo contrario del ejercicio.

Algunos dirán que usted debe sentir la “quemadura" para obtener los beneficios del ejercicio; eso es totalmente falso. Cuando usted sienta esta "quemadura" es la manera de la naturaleza de decirle (a usted) que se está excediendo y que debe de parar. Leer "Dieta y ayuno" para obtener más información acerca de la salud.

(De nuevo al principio)